Peritación de un vw tiguan, avería mecánica

Informe pericial de vw tiguan con motor diesel

A la hora de realizar una peritación, un técnico de Reparatucoche se desplaza a conocer el coche y realizar las comprobaciones oportunas tomando fotografías del vehículo. Adjuntamos, como siempre, las fotos de un vw tiguandiesel para que conozcas al detalle todo sobre esta reparación. A continuación, os contamos cómo se realizó la peritación del Vw Tiguan.

Estado del Vehículo

Personados en 1· visita pericial el dia 24/02/, se constata que el vehiculo motivo de la peritacion marca VOLKSWAGEN TIGUAN con matricula se encuentra Ausente a las 11.horas. Acordamos con el encargado de taller el Sr. Pablo, que contacte con el asegurado y acuerde nueva visita pericial. Puestos en contacto telefónico con el encargado de taller el Sr. Pablo el día 02/03/ nos confirma este que todavía no ha podido acordar visita pericial. Puestos en contacto telefónico con el encargado de taller el Sr. Pablo el día 04/03/ nos confirma este que el vehículo entrará en taller para pericial el día 11/03/ Personado en primera visita en el taller de gestión el día de marzo de , se procede a identificar el vehículo, para verificar las reclamaciones efectuadas por el cliente. Se constata que el vehículo realiza de forma correcta las revisiones periódicas que preconiza el fabricante. El vehículo presenta una motorización de 1.995cc con denominación comercial CAYA Tras realizar una comprobación funcional del vehículo se constata la existencia de 3 anomalías. RUIDO EN DISTRIBUCIóN. En primer lugar, hemos puesto el vehículo en marcha y realizado una prueba funcional en compañía del encargado de taller el Sr. Manolo Palma, para identificar personalmente la avería y disfunción que denuncia el asegurado, constatando, que se aprecia por la zona superior derecha del conjunto motor, justo donde está montada la distribución un leve pero continuado ruido (clock) de funcionamiento. El ruido es fácilmente apreciable a ralentí y además se verifica que este aumenta de frecuencia e intensidad conforme aceleramos el conjunto motor, lo que indica que el elemento causante del ruido muy probablemente pertenece al conjunto de la distribución. Siguiendo el protocolo habitual de diagnosis, verificamos que los niveles de aceite motor y anticongelante son correctos y que los testigos e indicadores de señalización que monta el cuadro de instrumentos, se encuentran operativos y funcionales, al menos en el momento de la peritación. Como se indica anteriormente el ruido procede de la parte superior del conjunto de la distribución, por lo que se solicita al encargado de taller, que previa autorización del asegurado desmonte las tapas de la distribución, para comprobar el estado de uso de todos y cada uno de sus elementos y/o componentes. Personados en 2ª visita pericial el día de marzo de verificamos que el vehículo se encuentra desmontado como se solicita. Tras analizar la parte superior de la distribución se verifica, que el ruido de funcionamiento procede del rodillo tensor inversor superior, verificando, que este presenta una leve holgura radial y además presenta en la cara superior una leve mancha de grasa que indica daños internos, siendo por lo tanto necesaria su sustitución. Verificamos que aparentemente la correa dentada y el resto de elementos del conjunto de distribución se encuentran en buen estado de uso no siendo por lo tanto necesaria su sustitución. VOLANTE MOTOR. En la 2ª intervención, ponemos el motor en marcha y realizamos de nuevo una prueba funcional en compañía del encargado de taller para identificar personalmente la anomalía denunciada, constatando pasados unos segundos, que el conjunto motor golpetea levemente y provoca ruidos de funcionamiento, los cuales varían de intensidad conforme presionamos el pedal de embrague. Constatamos que las velocidades engranan correctamente y que el conjunto de embrague al menos en el momento de la peritación no patina. Comprobamos también, que no se enciende en el tablero de instrumentos ningún testigo de avería o fallo de motor, por lo que inicialmente se descarta una posible diagnosis mediante lectura de fallos de la EDC o unidad de control de motor. En una primera intervención pericial, no ha sido posible identificar con el suficiente criterio el origen real de la avería, por lo que solicitamos al encargado de taller, que previa autorización expresa del asegurado, proceda al desmontaje de la caja de cambios, para verificar en el banco de trabajo el estado de uso del collarín de empuje y el volante motor. Personados en 2ª visita pericial el día de marzo de , realizamos una comprobación visual y manual detenida de los elementos desmontados, constatando, que el volante motor se encuentra dañado interiormente, pues se constata que la pista exterior presenta una importante holgura tanto axial y radial con respecto al propio cuerpo, como consecuencia directa, a la rotura de los componentes mecánicos de amortiguación, siendo por lo tanto necesaria su sustitución. Verificamos que el conjunto de embrague presenta un estado de desgaste general normal por uso, acorde a la antigüedad y kilometraje que porta el vehículo en el momento de la avería, considerando por lo tanto que su sustitución se realiza como mejora de reparación y que en base a esto debe ser su coste asumido por el asegurado. Tras analizar con detenimiento el disco de embrague, se descarta la existencia en este de marcas puntuales por quemaduras o daños por sobrecalentamiento en el ferodo, que sugieran un posible mal uso del conjunto por sobreesfuerzo, por parte del asegurado. Verificamos que el cojinete de empuje aparentemente NO presenta indicios de agarrotamiento y que NO provoca al ser accionado manualmente ningún ruido o gruñido de funcionamiento, considerando por lo tanto NO necesaria su sustitución o consierar la misma como una operación de mantenimiento. FUGA DE ACEITE. En la 3ª intervención, se verifica un rastro de aceite motor por la zona superior izquierda de la culata. Tras realizar una comprobación visual detenida de dicho rastro, se confirma que la fuga se produce entre la tapa superior de culata y la propia culata, como consecuencia entendemos al deterioro y degradación de la propia junta de estanqueidad, entendiendo por lo tanto necesaria la sustitución de esta. OBSERVACIONES. El taller nos informa que el cliente reclamaba problemas esporadicos con el sistema start&stop y le han sustituido la batería sin cargo como deferencial del taller.
Utilizamos sistemas de seguimiento de IPs y cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede conocer cómo cambiar la configuración u obtener más información aquí