Peritación de un peugeot 508, avería mecánica

Informe pericial de peugeot 508 con motor diesel

A la hora de realizar una peritación, un técnico de Reparatucoche se desplaza a conocer el coche y realizar las comprobaciones oportunas tomando fotografías del vehículo. Adjuntamos, como siempre, las fotos de un peugeot 508diesel para que conozcas al detalle todo sobre esta reparación. A continuación, os contamos cómo se realizó la peritación del Peugeot 508.

Estado del Vehículo

Personado en primera visita en el taller de gestión el día de enero de , se procede a identificar el vehículo, para verificar las reclamaciones efectuadas por el cliente. No se localiza documentación del vehículo. No se encuentra el libro de mantenimientos. Según nos indica el jefe de talleres el vehículo entró en grúa. En el momento de nuestra visita el vehículo se encuentra totalmente desmontado, imposibilitándonos realizar comprobaciones iniciales antes de los desmontajes realizados. Primeramente procedemos a comprobar el estado exterior de las carcasas de cambios, descartando la existencia de daños exteriores o roturas que pudiesen relacionarse o causar la presente avería. Seguidamente, comprobamos como el rodamiento trasero correspondiente al primario se encuentra totalmente destrozado, habiendo dañado incluso su pista. Igualmente encontramos como la tapa de la caja de cambios se encuentra perforada, lo que nos indica que el rodamiento ha funcionado en mal estado en su alojamiento causando progresivamente los daños en la carcasa. Verificado los piñones correspondiente al primario, constatamos como presentan una gran pérdida de material, habiéndose distribuido por todos los elementos internos de la caja de cambios, viéndose afectados. Visualizado todo el interior de la caja de cambios, constatamos grandes cantidades de limaduras metálicas en su interior, correspondiente a la fricción de los elementos que componen la caja de cambios debido al desajuste anteriormente descrito. Verificado el aceite sustraído de la caja de cambios, constatamos igualmente restos de limaduras metálicas. De las gestiones y comprobaciones realizadas, constatamos la existencia de una avería en el vehículo peritado que afecta a la caja de cambios, más concretamente al rodamiento del primario. Debido al circular con el presente elemento deteriorado, se ha producido el desajuste interno de los elementos mecánicos que componen a la caja de cambios, causando los daños internos de importancia constatados en la piñonería de la caja de cambios. Mencionados daños que hacen necesaria la sustitución de la caja de cambios completa, se podrían haber evitado si el conductor hubiera acudido a un taller para su reparación cuando comenzarón los primeros síntomas de anomalía, en forma de ruidos anómalos y vibraciones, habiendo sido suficiente con sustituir el rodamiento trasero del eje primario evitando el agravamiento de daños que hacen necesaria la actual sustitución completa de la caja de cambios. A continuación verificamos el volante motor, constatamos una holgura totalmente excesiva en sus cuerpos inerciales, como consecuencia de una deficiencia en el funcionamiento del mecanismo de absorción de par interno. Teniendo en cuenta kilometraje y antigüedad del vehículo, entendemos desgaste de material interno al que están sujetos estos elementos con el transcurso de los kilómetros y del tiempo. Así mismo, constatamos como el kit de embrague se encuentra en el final de su vida útil, descartando aspectos anómalos que pudiesen relacionarse con un abuso del conjunto que haya acelerado su desgaste. Es necesario su sustitución por desgaste de material.
Utilizamos sistemas de seguimiento de IPs y cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede conocer cómo cambiar la configuración u obtener más información aquí