Peritación de un nissan qashqai, avería mecánica

Informe pericial de nissan qashqai con motor diesel

A la hora de realizar una peritación, un técnico de Reparatucoche se desplaza a conocer el coche y realizar las comprobaciones oportunas tomando fotografías del vehículo. Adjuntamos, como siempre, las fotos de un nissan qashqaidiesel para que conozcas al detalle todo sobre esta reparación. A continuación, os contamos cómo se realizó la peritación del Nissan Qashqai.

Estado del Vehículo

Personado en primera visita en el taller de gestión el día de marzo de , se procede a identificar el vehículo asegurado, para verificar las reclamaciones efectuadas por el cliente, confirmándonos que el vehículo entro en sus instalaciones en grúa. En primer lugar constatamos que tanto la ficha técnica como el permiso de circulación se encuentran en el interior del vehículo, estando ambos permisos en regla, pudiendo constatar la cilindrada del motor que asciende a 1.4cc, rindiendo 1cv de potencia. Tras concretar que este tipo de vehículo debe pasar las revisiones cada 20.0km, comprobamos que el vehículo no contiene el libro de mantenimientos en su interior, aunque si podemos confirmar que la propia marca proyecta la sustitución de la correa de distribución cada 90.000km o meses, y comprobando que e vehículo presenta en el momento de sus recepción 97.500km, podemos afirmar que tal paréntesis ha sido ampliamente superado en 7.500km. Realizadas las comprobaciones que se han estimado oportunas, se procede a inspeccionar el vehículo, comprobando que el vehículo presenta desmontada la culata en el momento de nuestra visita, pudiendo comprobar de este modo que la notable deformación manifestada por la totalidad de las válvulas de escape, algunas de las cuales incluso se presentan incrustadas contra los asientos de válvula, inutilizando de este modo la culata. Tras ello comprobamos que la correa de distribución se presenta completamente destruida, valorando aun así el deterior notable manifestado por las misma, achacables al propio deterior por uso sufrido. De igual modo confirmamos el correcto estado de las poleas del árbol de levas, así como del propio rodillo tensor, piñón del cigüeñal e incluso bomba de agua, descartando cualquier gripaje u otro tipo de anomalía en los mismos. Seguidamente procedemos a valorar el estado de los pistones y cilindros, confirmando la notables deformación e incluso rotura de alguna de las cabezas de los pistones, justo en la zona de impacto de las válvula de escape, anteriormente mencionadas. De igual modo confirmamos que la pared del cilindro nº 1, presenta una hendidura de consideración en su superficie, derivado del enclavamiento de su segmento, tras el impacto recibido por el pistón, daños que sumandos a los anteriormente mencionados en los 4 pistones, inutilizan por completo el motor. De igual modo, confirmamos el correcto estado del turbo, descantando la existencia de holguras notables en su eje y valorando el giro libre de su turbina, datos que sumandos a la ausencia de daños por falta de engrase en las paredes de los 4 cilindros, descartan una posible falta de engrase generalizada por origen de la avería. También comprobamos el correcto estado de la junta, exenta de zonas ennegrecidas u otro tipo de anomalías, que sumado a la ausencia de tales marcas en el plano de la culata y bloque, igualmente descartan la hipótesis derivada de un posible sobrecalentamiento. A día 1 de abril de , continuamos a la espera de conocer el dictamen adoptado por la compañía. A día 6 de abril de , nos comunica la compañía que ha sido suministrados un motor reutilizado al taller reparador para su montaje y con ello reparación del vehículo, de ahí que acordemos con el taller el seguimiento de la reparación. A día de abril de , puestos en contacto con el taller reparador nos comunican que siguen a la espera de recibir el motor reutilizado por parte de la compañía, para proceder a su montaje. A día de abril de , nos traslada la compañía que el motor ya ha sido entregado, iniciándose los procesos de montaje, acordando el seguimiento de la reparación con el propio taller reparador. A día de abril de , nos confirman que continúan los procesos de reparación. A día de abril de , personándonos de nuevo en las instalaciones del taller reparador, además de comprobar el motor nuevo enviado por la compañía, el taller nos muestra la cuna motor, observando la degradación y grietas existentes en sus silentblocks inferiores, producto de las torsiones sufridas, que obligaran a la sustitución de la cuna, dado que estos no se sirven despiezados. De igual modo nos muestran el alternador, observando que su polea gira de forma solidaria al núcleo en ambos sentidos, cuando tan solo debería trasmitir arrastre en sentido horario, lo que confirma el gripaje interno sufrido, justificando de igual modo su sustitución. Continuaremos pendientes del proceso de reparación del vehículo. A día 4 de mayo de , nos confirman que continúan los procesos de reparación. A día de mayo de , nos confirman que continúan los procesos de reparación. A día de mayo de , puestos en contacto con el taller reparador nos comunican que el vehículo ha sido reparado, verificando su correcto rendimiento mediante prueba en carretera, de ahí que procedemos al cierre del informe.
Utilizamos sistemas de seguimiento de IPs y cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede conocer cómo cambiar la configuración u obtener más información aquí