Peritación de un mercedes mb, avería mecánica

Informe pericial de mercedes mb con motor diesel

A la hora de realizar una peritación, un técnico de Reparatucoche se desplaza a conocer el coche y realizar las comprobaciones oportunas tomando fotografías del vehículo. Adjuntamos, como siempre, las fotos de un mercedes mbdiesel para que conozcas al detalle todo sobre esta reparación. A continuación, os contamos cómo se realizó la peritación del Mercedes Mb.

Estado del Vehículo

Personado en primera visita en el taller de gestión el día de Noviembre de , se procede a identificar el vehículo, para verificar las reclamaciones efectuadas por el cliente. Localizamos orden de trabajo y presupuesto de reparación. Según se indica en la OT el vehículo llegó al taller por sus propios medios. En el momento de nuestra visita el vehículo se encuentra desmontado. En el momento de nuestra visita, tras localizar e identificar el vehículo comprobamos como el mismo se recepcionó para efectuar un mantenimiento y el asegurado reclamó retemblor al iniciar la marcha por lo que se procedió a desmontar el vehículo previamente a nuestra visita. Tras el desmontaje se apreciaron los daños que procedemos a señalar. En primer lugar procedemos a inspeccionar el volante de inercia, constatando como presenta una ligera holgura entre sus masas pero indicar que si fuese por ésta anomalía, el volante de inercia podría ser reutilizable. Verificando la superficie de contacto del volante de inercia con el disco de embrague detectamos importantes síntomas de sobretemperatura en forma de zonas irisadas y azuladas, al tacto detectamos la deformación del volante por lo que entendemos que sería preciso sustituirlo. Avanzando en nuestros controles e inspeccionando el disco de embrague, detectamos un notable desgaste no acorde al bajo kilometraje que presenta el vehículo y también indicios de sobretemperatura. En la verificación del plato de presión, al igual que en el volante de inercia, detectamos síntomas de sobretemperatura. Por último hemos realizado una exhaustiva inspección de los elementos que componen el mecanismo de accionamiento del embrague, no habiéndose detectado ninguna anomalía, motivo por el cual se descarta un fallo mecánico como causante de la avería. De este modo, habiendo descartado un fallo mecánico como causa de la avería, y teniendo en cuenta los daños que presenta el embrague y el volante de inercia, podemos determinar que la avería viene derivada de un incorrecto uso del sistema de embrague, haciéndolo patinar excesivamente. Este patinamiento produce claros síntomas durante la circulación, al acelerar el vehículo no tiene las prestaciones habituales y se produce un fuerte olor a quemado tal y como reclama el asegurado en la orden de trabajo, provocando el sobrecalentamiento del embrague y la rápida degradación del mismo, lo que indica que el usuario ha estado efectuando un mal uso del sistema de embrague hasta que finalmente se ha causado la destrucción del mismo y el volante.
Utilizamos sistemas de seguimiento de IPs y cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede conocer cómo cambiar la configuración u obtener más información aquí