Cómo circulas en una rotonda

rotonda

¡Atención! Pregunta de examen, llegas a una rotonda de tres carriles, ¿cuál debes coger para seguir en línea recta? Esta y otras cuestiones más en el blog de Reparatucoche.com

Ahora que están de moda los Pokemon, podemos decir que una rotonda es una evolución de un cruce de caminos. Sus mayores ventajas son la seguridad y fluidez aunque, muchos de los que circulan por ella, hagan creer lo contrario. Están formadas por una isleta central y debes saber que, aquellas divididas por isletas partidas, no se consideran glorietas como tal.

Te puedes encontrar muchos tipos de rotonda, pero todas se rigen por unos principios básicos, que son los siguientes:

  • Tienen prioridad aquellos vehículos que se encuentren dentro de ella
  • Elige el carril que estimes adecuado teniendo en cuenta qué salida vas a tomar
  • Una vez estés dentro, la preferencia es para el vehículo que está circulando por ese carril, no del que intenta acceder a el
  • Para salir de la rotonda, debes situarte previamente en el carril exterior. En caso de que no fuera posible, tendrás que realizar un nuevo giro.

A simple vista parece sencillo, ¿verdad? Pero la realidad es que cuando llegas a una rotonda, todo parece la ciudad sin ley. En ocasiones por desconocimiento, en otras por irresponsabilidad, pero lo cierto es que son muy pocos los que circulan correctamente dentro de las glorietas. Pongamos un simple ejemplo: ¿abandonarías una autovía desde el carril izquierdo, con riesgo a cortar la trayectoria del vehículo que circula por el carril derecho?

Casos prácticos para circular en una rotonda

¿Qué carril debes escoger?

Imagina que tu destino se encuentra en la última salida, lo ideal sería circular por el carril exterior hasta alcanzarla. En el caso de que dicho carril esté colapsado, debes utilizar los carriles interiores y colocarte en el exterior antes de llegar. De este modo facilitarás la incorporación a la rotonda al resto de vehículos.

¿Cómo debes utilizar los intermitentes?

A pesar de ser obligatorio indicar el giro a la derecha, en algunas situaciones, por ejemplo si la salida está próxima, no es recomendable. De hacerlo, los otros conductores pensarían que tomarás la siguiente salida. El intermitente izquierdo debes utilizarlo solamente cuando vayas a cambiar de carril y el derecho lo utilizaras para avisar la salida.

¿Qué debes hacer para salir?

Para salir de la rotonda, debes utilizar el intermitente de manera anticipada a la salida, pero siempre una vez que hayas pasado la anterior. Así evitarás que la señalización sea malinterpretada.

¿Puedes abandonar la rotonda desde un carril distinto al exterior?

No, salvo que la señalización de la rotonda así lo indique. En dicho caso sería posible abandonarla desde el carril interior y el exterior. Pero no olvides que debes ocupar el carril exterior si éste está libre obligatoriamente.

¿Y si necesitas salir y el carril exterior está ocupado?

En el caso de que el carril exterior esté ocupado y la rotonda no permita su abandono mediante otro carril, deberás dar otra vuelta. Evita quedarte parado en medio, así como cortar la trayectoria de los que circulan por el carril exterior. Recuerda, la prioridad es del vehículo que está ocupando dicho carril.

¿Conoces las Turbo Rotondas?

En Reparatucoche nos preocupamos por tu coche, pero también por una conducción responsable ¿nos ayudas?

Dos pasos para reparar tu coche al mejor precio: ¿qué necesitas?FINANCIACIÓN A TU MEDIDA
He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
o

Dinos qué le pasa a tu coche:

He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *