Síntomas de inyectores sucios

inyección motor

Si los inyectores se obstruyen pueden causar problemas. Te explicamos cómo detectarlo

Los inyectores se encargan de proveer de combustible a alta presión, a la cámara de combustión del motor del vehículo. La explosión producida genera las energías de impulso en nuestro coche. Por tanto, un mal funcionamiento de los inyectores puede generar problemas en el funcionamiento de nuestro coche. Por ello, en este artículo te explicamos los síntomas de inyectores sucios, para que puedas poner remedio cuanto antes.

Función de los inyectores

Como decíamos, los inyectores cumplen la función de introducir carburante a alta presión en la cámara de combustión, durante el ciclo de compresión del motor. Se diferencia dos procesos en el caso de un motor diésel o gasolina.

  • Inyector diésel: Al entrar el combustible y ponerse en contacto con un aire muy caliente se enciende y combustiona, provocando la ‘explosión’.
  • Inyector gasolina: En este caso, el combustible ‘explosiona’ al producir la bujía una chispa.
síntomas inyectores sucios

Además, aquí se puede hacer también la diferencia entre una inyección directa y una indirecta. La inyección directa es la más habitual en motores diésel. Esta consiste en inyectar el combustible directamente en el cilindro, los inyectores se encuentran dentro del cilindro. Esto permite ahorrar combustible y ser más eficiente al motor.

En el caso de la inyección indirecta, la cuál es más habitual de motores gasolina, los inyectores se encuentran fuera del cilindro. Están en un colector de admisión en el caso de los gasolina, y en una pre-cámara de combustión del cilindro en el caso de los diésel. Es menos eficiente que la inyección directa , gasta más combustible, y cada día menos habitual.

Por tanto, como vemos, el funcionamiento de un inyector para motor gasolina o diésel es diferente. Pero finalmente ambos cumplen la misma misión.

¿Cuáles son los síntomas de inyectores sucios?

Si uno, o varios inyectores diésel están sucios, genera un mal funcionamiento del motor, pudiendo llevar a un problema en el sistema. Generalmente se ensucian de partículas y sedimentos debido a la combustión del motor. En este caso, el consumo aumentaría, la potencia del motor disminuiría y, de no ser solucionado el problema cuanto antes, podrían darse daños severos en nuestro vehículo. En vehículos gasolina, el fallo puede producirse por un bloqueo de la bujía.

Los síntoma de inyectores sucios son los siguientes:

  • Cuesta arrancar el motor.
  • El curso del motor es muy irregular en primera marcha.
  • Al motor le cuesta acelerar.
  • Aumento de consumo de combustible.
  • Pérdida de potencia.
  • Aumento de emisión de humo negro por el tubo de escape. Aumento de contaminación.
  • Ruido a modo de golpeteo desde el motor.
  • Ahogamiento del motor.
  • Pérdida de presión.

Si detectas estos síntomas, has de plantearte limpiar los inyectores diésel cuanto antes, de no hacerlo, comprometerás la mecánica de tu motor. Y el presupuesto de la reparación se engrosará de manera notable.

Limpieza de inyectores

La limpieza se ha de realizar en un taller especializado. Se procede al desmontaje del inyector, comprobación de que las piezas continúan en un estado óptimo y proceder a su limpieza. Se realiza con varillas y cepillo de latón. Con esto se limpia la aguja, parte interna y externa de la tobera, además de una limpieza integral del inyector.

Si quieres realizarlo con total profesionalidad,y siempre al mejor precio, no dudes en contar con Reparatucoche. Contamos con una amplia red de talleres a nivel nacional, y más de 200.000 reparaciones a nuestras espaldas.

Lee este artículo sobre cómo cuidar los inyectores de tu coche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *