Síntomas de junta de la culata dañada

cambiar junta culata

Te explicamos los problemas que puede tener la junta de culata

La junta de la culata es un elemento importante ubicado entre la culata y el bloque motor, pues asegura la estanqueidad de compresión del motor con su cierre hermético. El precio en sí de la junta de la culata como pieza no es caro, pero su sustitución requiere una mano de obra muy costosa, y encarece enormemente el costo del servicio.

Su función primera es evitar que el líquido refrigerante se mezcle con el aceite durante la combustión del motor. Además, asegura la hermeticidad del motor. Un fallo en la junta cambiaría la estanqueidad de la compresión del motor.

Podría decirse que el sistema de refrigeración asegura que funcione correctamente.

Reparación junta de la culata

Esta pieza se puede averiar debido a la influencia del motor y, especialmente, debido al deterioro. Como sabemos, el motor trabaja a altas temperaturas, las cuales la junta está preparada a soportar. Pero, en ocasiones, sobrecalentamos el motor, y esto, a la larga, daña gravemente la pieza, deformando la junta y perdiendo su eficacia.

El motivo de sobrecalentamiento puede deberse a una conducción muy agresiva, fuga de líquido anticongelante, pérdidas de agua, termostato o fallo en el radiador, problemas con la bomba de agua…

Para reparar la junta de la culata es necesario separar el bloque motor de la culata, lo cual es una tarea de mano de obra muy laboriosa, solo apta para especialistas mecánicos. Las horas de trabajo pueden ser fácilmente mas de 12 y, por tanto, encarece la reparación dada la complejidad. Pero antes, has de saber si es la junta de la culata lo que esta afectado en tu vehículo.

Síntomas de avería

planificar junta de culata precio

Cuando la junta de la culata se avería pierde la estanqueidad, haciendo que el refrigerante mezcle con el aceite (anticongelante en el aceite) y generando diversos problemas. Antes de la avería, la culata ha sido deformada o quemada por el calor. Esto le ocurre debido a que, como mencionamos anteriormente, el sobrecalentamiento del motor le afecta gravemente, pero también influye una avería del radiador o en cualquier sistema de refrigeración. Una avería en este sistema, hará que la junta no reduzca su temperatura y la quemará.

  • Temperatura del motor por encima de lo normal.
  • Nivel de líquido anticongelante bajo. Sin una fuga localizada, pero hay que reponerlo con mucha frecuencia.
  • Mal funcionamiento del refrigerante en el circuito, el cual generaría en una elevación excesiva de temperatura en la culata.
  • Sale agua por el tubo de escape. Esto es debido a que el líquido anticongelante se ha colado en los cilindros del motor. Puede producir temblores en el motor, e incluso, fallos en este.
  • Color marrón claro en el líquido anticongelante debido a fugas de aceite en el sistema de refrigeración.
  • Pérdida de potencia en el motor.
  • Humo de color blanco o gris por el escape.
  • Nivel alto de aceite debido a presencia de anticongelante que se ha filtrado.

Si estás buscando una solución a tu junta de la culata, no dudes en contactar con Reparatucoche.com , hemos realizado más de 200.000 arreglos y podemos ofrecerte un precio que te sorprenderá.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *