Averías mecánicas que sufre tu coche aunque no lo uses

Averías Mecánicas en coche parado

¿Sabías que tener el coche parado y sin usar durante largos periodos de tiempo hace que sus componentes sufran un mayor desgaste y averías mecánicas bastante importantes? ¿Quieres descubrir cómo evitarlo? En Reparatucoche te lo contamos.

Un coche parado también sufre averías mecánicas sin un mantenimiento adecuado, el cuál hará que evites sorpresas no muy agradables para tu vehículo y para tu bolsillo cuando decidas volver a usarlo.

Se recomienda que, al menos una vez cada 15 días, pongas en marcha el vehículo y hagas unos kilómetros con él. Además, si vas a utilizarlo después de que haya estado parado mucho tiempo, tendrás que hacerle una revisión de líquidos, correas, neumáticos, etc… entre otras cosas.

Los elementos que pueden dañarse por no usar el vehículo y los que tienes que revisar para que sus condiciones sean óptimas son los siguientes:

Motor y circuito de refrigeración.

Todo motor ha de ponerse en marcha, mínimo una vez al mes, para que su funcionamiento sea el adecuado. Si un coche se mantiene mucho tiempo parado, pueden aparecer problemas por falta de lubricación, esto provocará que los elementos que consiguen el hermetismo se sequen e incluso lleguen a agrietarse, lo que dará paso a fugas que pueden perjudicar la cámara de combustión. Un humo azul puede ser el desencadenante de que tu coche tenga alguna fuga. Si esto sucede, acude a un taller lo antes posible.

En motores que utilizan agua, el circuito de refrigeración se verá muy afectado debido a que los manguitos llegan a secarse y, tanto la bomba de agua como el termostato, pueden llegar a oxidarse provocando la obstrucción de los conductos y llegando incluso a quemar la tapa del cárter.

Aire acondicionado

Filtro, compresor y juntas mantienen una lubricación adecuada cuando el sistema de climatización  es activado. Deberías hacerlo al menos una vez al mes,para que el gas del circuito esté en movimiento. De esta manera su funcionamiento siempre será el correcto.

Neumáticos y dirección

Con el paso del tiempo, los neumáticos pierden presión y el peso del vehículo puede hacer que éstos se deformen. Para evitarlo, debemos calzar el coche con unos tacos o caballetes para que el peso del mismo descanse sobre ellos. Como última opción, podemos optar por incrementar la presión de los neumáticos.

En cuanto a la dirección, tanto la bomba, como la cremallera de dirección, son elementos que pueden sufrir averías mecánicas en el caso de que el aceite no circule de forma regular por ellos.

Frenos

Elementos como los discos de freno, grupos hidráulicos y otras partes del sistema, pueden verse afectados por la oxidación debido a la falta de uso y la humedad del ambiente. No debemos olvidad que el líquido de frenos debe ser reemplazado, preferiblemente, cada dos años.

Caja de cambios y diferenciales

Al igual que muchas de partes que hemos visto más arriba, estos elementos deben mantenerse lubricados para un funcionamiento óptimo, así como preservar su estanqueidad y evitar una posible oxidación.

Elevalunas eléctricos

En este caso, la humedad también juega un papel importante. La prolongada exposición de las partes eléctricas como el motor que permite accionarlos, se pueden ver afectados por el óxido.

Limpiaparabrisas y faros

El óxido y la obstrucción son los principales factores de averías que nos podemos encontrar el los limpiaparabrisas y la bomba de agua.

Y para terminar, hablaremos de los faros. Fusibles fundidos y agarrotamiento del motor eléctrico por inactividad son las principales causas de avería.

Si este es tu caso, y tu coche lleva detenido mucho tiempo, accede a www.reparatucoche.com y solicita una revisión en cualquiera de los talleres de nuestra Red.

Dos pasos para reparar tu coche al mejor precio: ¿qué necesitas?PAGA HASTA EN 6 MESES SIN INTERESES
He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
o

Dinos qué le pasa a tu coche:

He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *